El "Camino" a la CONVERSIÓN

"Reflexiones" relacionadas al CAMINO A LA CONVERSIÓN
(continuación)

 

Oración ~~ Vén Espiritu de Amor!  
¡Vén y transforma los corazónes de tu Pueblo!  ¡Apresúrate, para que así podamos "ver" un nuevo cielo y tierra!"


Guiados por el Espiritu Santo a una nueva manera devivir.

 

¡SI! ¡Es muy difícil cambiar!
PERO

Esta importante conversión es absolútamente necesaria 
si vamos a conocer más profúndamente y cambiar genuínamente nuestras vidas manteniendo las enseñanzas de Cristo y Su ejemplo  ~~   ¡así podremos conocer lo que el Papa Juán Pablo II llama espiritualidad! 

ESPIRITUALIDAD es experimentar diáriamente A CRISTO EN NUESTRAS VIDAS 

Y 

¡NUESTRAS VIDAS SON CAMBIADAS PORQUE ESTÁN LLENAS CON EL ESPÍRITU SANTO!!

 

El pueblo del Continente Americano está siendo invitado a transformar sus vidas invitando al Espíritu Santo  en sus vidas.  Es esta la Persona en la Santísima Trinidad que nos ayudará a ser un pueblo más espiritual.

 

  Esta manera de vida es una que ascepta con fé, inspira con esperanza,  se expresa con amor ¡Y 
tiene que ser parte de nuestro diario vivir!  

   También veremos que mientras nuestra aumenta, podremos tener más esperanza y expresar nuestro amor.  Esta es una verdadera CONVERSIÓN!

Porque es através de la experiencia personal de Cristo en nuestras vidas y de nuestras vidas llenas con el Espíritu Santo (espiritualidad), que nos encontramos diáriamente con el Jesucristo "VIVO".

El nos recuerda que uno de los elementos más importantes en el desarrollo de espiritualidad es la   

¡ORACIÓN!  

La Oración,  nuestra "linea de comunicación" con Dios,  nos guia "poco a poco" y "paso a paso"

poder
reconocer a Dios en todas la cosas y en todo momento  ~~  ¡Reconociéndolo en toda persona y deseando hacer Su voluntad todo el tiempo

Él nos dice que la Oración personal y la Oración comunitaria son nuestra responsabilidad. 

¿Cuán importante reálmente es la ORACIÓN? 

Miremos a lo que Jesús quiere decirnos ~~

Tenemos que mantener
esta "linea de comunicación" con nuestro Padre en el Cielo "... ¡sin Él, nada se hace!" Jesús mismo nos dice en Juán, capítulo15, verso 4- "Estén conmigo, y Yo con ustedes.  Como la rama que no da fruto amenos que esté pegada al viñero, de la misma manera no puedes dar fruto amenos que estés unido a Mì.  Yo soy el tronco del árbol; y ustedes las ramas:  aquel que esté conmigo, y Yo en él, dará fruto: 
 ¡porque sin Mí no se hace nada!"  

Aquí Dios nos dice que somos nada sin Él!  

Él es el tronco y nosotros las ramas.  Si rompes la rama, esta no da hojas, ni fruto y muere.  Sin embargo, si la rama se queda atada al tronco, esta produce.  La rama esta siendo alimentada por el tronco que la alimenta. 

 ¡Dios es el tronco!  De Él recivimos fé, esperanza, amor y espiritualidad  
Porque es através de Él que somos alimentados con Sus bendiciones y  ¡promesa de vida eterna!

Cuantas veces nos hemos dicho, 'Es que no tengo tiempo para orar' o 'Dios sabe lo que necesito antes que se lo pida.'  

Es cierto que Dios conoce nuestras necesidades antes que preguntemos
 PERO ACUÉRDATE ~~ Jesús, MISMO, oró a Su Padre, especiálmente en los momentos más difíciles de su Vida.  

Tal momento sería cuando Él fué al Monte de los Olivos antes de ser entregado y ser crucificado.  Se fué solo a un lugar a orar para poder enfrentar Su muerte.  En Su humanidad Él oró, diciendo:  "Padre, si este es mi calis, que no pase porque he de tomar de el, que se haga tu voluntad."  

 Él oró, Él enseñó a Sus Apóstoles a orar y Él nos pide que oremos también. 

 Jesús instruyó Sus discípulos, "Y cuando tu estés listo a orar, entra al cuarto, sierra la puerta, y ora al Padre en secreto:  y tu Padre que nos ve en secreto nos recompensará."  (Mateo 6:6) 

La oración es lo que nos ayuda a alimentar nuestra y fortalese o nos afirma enfrentando ataques del maligno, que podriamos experimentar diáriamente.  

Acuérdense, la raiz de nuestra es la creencia en ¡Dios Padre, Dios Hijo, y Dios Espiritu Santo siendo un solo Dios!  

También creemos que Dios el Padre envió Su único Hijo al mundo para perdonar nuestros pecados y que así todos seamos merecedores de Su redemsión!

Nuestro Santo Padre nos enseña que la contemplación, cual es un proceso profundo de oración, es el resultado de la  oración del corazón no está reservada para unos pocos privilegiados, pero sí es necesaria de nosotros por nuestro Padre en el Cielo.  

Él nos pide profúndamente la verdad de nuestra fé.  Especiálmente el nos pide que meditemos profúndamente en los dos misterios principales de nuestra   ~~  El misterio de la Santísima Trinidad y el misterio de Jesucristo  ~~ el Hijo de Dios Encarnado en Su rol de Redentor. 

Obispos y sacerdotes, por su vocación, pasan tiempo meditando en estos misterios diáriamente.  Los bautizados en latambién tienen este llamado.  El meta es la "santidad" una vida de acuerdo al estado de sus vidas cual incluye pasar tiempo en oración contemplativa.  

Él también nos recuerda que hombres y mujeres que tienen el llamado "especial" a entregar sus vidas a Dios através de la oración y la contemplación, en un ambiente comunitario religioso, ¡no deben ser olvidados!  

Nuestro Santo Padre nos enseña que através de la oración  ~~  tenemos más consiencia de las demandas del Evangelio, nuestra responsabilidad para con otros, y al mismo tiempo, nos fortaleze con la necesaria gracia para hacer el bién.

La Oración nos mantiene en contacto con Dios, de quien biene todo como bendiciones, gracia, y Santidad.

 

  Los Sacramentos  ~~

Son un modo de vida para mantener la verdad del Evangelio y una vida sacramental. 

Es así porque "...los Sacramentos son la raiz y recurso eterno de la "gracia de Dios." 

Esta gracia es importante ayudándonos a

"mantenernos en el camino"

 que nos lleva al Cielo y a nuestra ¡eterna herencia!  

 

Participando en los sacramentos es la manera Cristiana al camino de la santidad.  Sin embargo, tenemos que recordar que no debemos resivirlos con una actitud fuera de "habito."  

Dirección Espiritual ~~

Nuestro Santo Padre recomienda que nosotros que sincéramente tratamos de seguir las enseñanzas de Cristo, buscamos y preguntamos a otros que son expertos en el campo de la espiritualidad por consejo y dirección en nuestro desarrollo espiritual.  Tambien recuerda a los sacerdotes que es muy importante el que ellos sirvan como consejeros espirituales para con nosotros.

Invitando al Espíritu Santo en nuestras vidas, 

 

orando con el  corazón ~~

 

mientras somos guiados  por la verdad del Espíritu Santo, 

 

 

¡regresaremos a una nueva vida en América!